Principal Método científico Mapa curricular Cómo investigar Cómo informar Bitácora Índice
 
Arriba

 

 

 
   
 

Fundamentos

 
 
   
 

       Un factor indispensable para alcanzar un desarrollo tecnológico propio; es la formación de ingenieros químicos capaces, que desempeñen con seguridad y confianza las diversas actividades profesionales a ellos encomendados, con pleno conocimiento de su interrelación con otros profesionales y con capacidad para analizar en cada caso  la repercusión de su actividad profesional en la sociedad en que vive. Esto es imposible si no logramos despertar en los estudiantes la inquietud, la necesidad intelectual que los motive a adquirir los conocimientos científicos y tecnológicos indispensables que los respalden en su vida profesional.  Por tanto conviene adecuar los Programas del Laboratorio de Ciencia Básica I, con una orientación propia de la ingeniería química, que despierte desde el inicio de la carrera  y enfatizar nuevamente en el laboratorio de Ciencia Básica II,  la necesidad  de los conocimientos propios de la misma y que por consecuencia genere esa confianza y seguridad en los futuros profesionales de la carrera .

Desde el punto de vista de contenido, el programa de estudios se adecua  manejando el lenguaje propio de la ingeniería química,  por lo que, de esta manera se incorporan diversos aspectos relacionados con la misma y que se identifican con los procesos que se llevan a cabo a nivel laboratorio, por ejemplo; las reacciones químicas, filtraciones, cristalizaciones, separaciones por cromatografía, extracción o destilación, etc. todos ellos, operaciones y procesos unitarios propios del campo  de la ingeniería, así al manejar el lenguaje propio de la ingeniería química, se introduce al alumno desde el primer semestre en el campo profesional.

La importancia de este laboratorio es que; el alumno enfatice lo aprendido: seleccionar la información que le permita plantear y diseñar experimentos a nivel básico, así como planear las estrategias experimentales que lo conduzcan a la resolución de un problema y finalmente analice y contraste los resultados experimentales con los teóricos, para finalmente concluir y transmitir el conocimiento adquirido a través de un informe escrito.

Lo anterior se puede lograr mediante la organización del conocimiento en unidades de aprendizaje que involucre diferentes procesos y operaciones unitarias relacionadas con la materia a nivel introductorio y de laboratorio formativo.  

Esta adecuación no estaría completa sin una metodología de evaluación, en este sentido, a fin de lograr dichos cambios en el programa; se incorporan los avances de la psicología cognoscitiva a partir de una visión holística en la evaluación, en virtud de que el programa de estudios está contemplado para un estudiante activo e integrado y como consecuencia de que los alumnos llevan a cabo; tareas que requieren pensamiento complejo, planeación y resuelven problemas, toman decisiones y construyen argumentos, se establece una evaluación del desempeño, que comprenda características de evaluación autentica y evaluación alternativa.

Finalmente, el gran desafío que se nos presenta, tanto en nuestro papel de ingenieros químicos preocupados por el futuro de nuestra profesión, como en el de educadores responsables de la superación de nuestra respectiva casa de estudios, es el de llevar a cabo estas adecuaciones.


 

 

 

Mapa del Sitio

.
Basic Science applied to Chemical Engineering
Diseño del Sitio Web: Ing. Mario Barroso Moreno,  e-mail:  mariobm@unam.mx    
Última modificación: 24 de Febrero de 2018